Febrero, mes del amor


En fin, que igual da que seamos de los que nos apuntamos al carro de los incrédulos o al de los muchos románticos declarados, el caso es que tenemos a San Valentín llamando a la puerta. Y en una semanita exacta, todos habremos hecho un despliegue de buenas intenciones con nuestra pareja o, en su defecto, empezaremos a elucubrar quién será el afortunado que contará con nuestra felicitación.

Yo soy de las descreídas que piensa que este día no es más que un invento consumista de las grandes superficies para sacarnos los cuartos, pero teniendo en cuenta que me he declarado «juntaletras romanticosa», no me queda otra que rendir honores a nuestro santo patrón y escribir algo con la sana intención de haceros suspirar.

Si lo logro o no, eso es algo que está por ver. Espero que me lo digáis en los comentarios, porque de momento, cada cuarenta y ocho horas, aproximadamente, subiré una escenita de «Querer no es poder», el relato que verá su final el 14 de febrero. Una pequeña historia que he escrito especialmente para vosotros, los que tenéis la gentileza de seguirme en este blog.

Así que si la curiosidad os puede, no dejéis de pinchar en la portada:

3

Ver comentarios

  1. erraol8 de febrero de 2012, 8:51

Yo soy romántica pero mi marido no celebra los días del Corte Inglés, así que no suelo tener regalos, no obstante seguir juntos después de 27 años creo que es una sólida muestra de amor, al menos en nuestro caso. Feliz día de San Valentín y muchas gracias por el relato que va a ser un regalo buenísimo Erraol

ResponderEliminar

  1. re-sonando8 de febrero de 2012, 13:05

aunque yo también soy enemigo público y declarado del marketing de las grandes superficies y de enamorarme porque lo marca el calendario, prefiero darle la vuelta a la vida y ser yo el qu ese enamora y lo publica no uno al año sino 365 días durante 24 horas al día. Y ahora que venga a decirme qué regalo cada día a ver donde me venden material tan diferente y variado para todo y todos... es como una protesta a la japonesa... Me gusta la rebveldía y así yo también soy rebelde.

ResponderEliminar

  1. Cris8 de febrero de 2012, 18:44

Bueno, a mí no me hace falta que sea ningún día especial para celebrar San Quiero y San Puedo.....excepto, la falta de pasta......y además sobre lo de enamorarse......"no tiene fechas en el calendario"..... besicos Cris

ResponderEliminar

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Categorías
Buscar por tags
Sígueme
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square